Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Corrupción’

vote vote

PODEMOS se estanca preocupantemente y la corrupción tristemente triunfa en las elecciones andaluzas.

  1. El bipartidismo retrocede en Andalucía, pero no se puede tener más que un sabor de boca agridulce, pues continúa teniendo una fuerte implantación: ha retrocedido del casi 87% de los votos en 2008 al 62,19% de ayer.
  2. El PSOE ha aguantado con los mismos escaños, 47. A pesar de perder 4 puntos y 114.000 votos. Ha mejorado incluso los resultados de las encuestas. Preocupante para la democracia y el futuro de Andalucía que con los escándalos de corrupción que involucran a este partido no haya sufrido casi desgaste electoral.
  3. La gestión de la crisis económica ha golpeado única y fuertemente al PP que ha perdido 17 escaños. Medio millón de votos y 14 puntos. A pesar de ello todavía tiene una fuerte base electoral en Andalucía. Pero, el ascenso de Ciudadanos podría relegarle a nivel nacional a 4ª fuerza política. Como dijimos aquí hace meses (http://bit.ly/1xcEGev) Mariano Rajoy parece estar más que amortizado, o eso se va vislumbrando…
  4. El impasse en la crisis económica debido a las políticas monetarias del BCE de Mario Draghi ha facilitado que la situación económica se haya estabilizado a base del crecimiento de la deuda y el gasto público, lo que ha insuflado vidilla al bipartidismo actual. Aunque, todavía queda el desenlace de la crisis europea y el problema de la impagable deuda pública española.
  5. El descalabro mayor, porque coloca a la formación en una situación muy delicada, ha sido el de Izquierda Unida que ha cargado con todo el desgaste y el castigo de gobierno de esta corta legislatura. Quien le ha impuesto al PSOE políticas sociales no se ha visto beneficiado. Esto debería hacer aprender por fin a IU que debe dejar de ser una mera comparsa al rescate del PSOE, pues lo próximo será su indudable desaparición. Ha caído 164.000 votos y perdido 7 escaños. Muy castigado como también se podía esperar por el ascenso de Podemos.
  6. Lo más preocupante para PODEMOS es que las encuestas han acertado y parece que se han estancado. El resultado ha sido de una relativa decepción. Como positivo el paso de 190.000 votos en las Europeas del pasado mayo a los 590.000 de ayer. La feroz campaña mediática de los últimos meses y la mala gestión informativa del partido se han dejado sentir en el electorado. Si yo fuera de PODEMOS estaría muy, muy preocupado.
  7. CIUDADANOS sube fulgurante, ha devorado a UPyD y ha conseguido un buen puñado de votos procedentes del PP. De los 46.000 votos de las últimas Europeas ha pasado en un breve lapso de tiempo a 367.000. Si extrapolamos estos datos al resto de España ya pueden estar rondando el 20% de los votos. La campaña del actual régimen y la derecha para fabricar su anti-Podemos y dar al continuismo una vía factible se ha convertido en un absoluto éxito.
  8. Ha quedado demostrado con el resultado de estas elecciones que la prensa orienta el voto con sus campañas mediáticas de forma desproporcionada. Las mentiras y la propaganda de los grandes medios de comunicación (privados, que nunca libres) están siendo descaradas, pero surten un notable efecto en una sociedad muy mal informada.
  9. Como curiosidad en Andalucía no se ha reflejado electoralmente la incidencia en la Red de cada uno de los partidos. En twitter, por ejemplo, Podemos ha estado muy activo, siendo tendencia española y mundial en los últimos días, pero eso no se ha visto reflejado, en absoluto, en las elecciones. Imagino que no sólo a mí me habrá sorprendido. Puede haberse debido posiblemente a que en Andalucía el voto rural y él alejado de las redes sociales tenga más peso. O, también, que estemos dando a la Red una importancia mayor de la que tiene realmente.
  10. Otro asunto importante ha sido la baja participación electoral, un 63,94 del censo, 3 puntos más que en 2012, pero muy alejado de 2008, 9 puntos menos, o 2004, 11 puntos menos. Esto nos muestra que ningún partido ha llegado a esas personas que seguro están en una delicada situación social y optan por no participar en un sistema que no confían en que pueda ayudarles a mejorar su situación.
  11. Para concluir, creo que únicamente la evolución de la actual crisis económica y las decisiones que se tomen en Europa para remontar el vuelo dirimirá si el bipartidismo actual, PSOE y PP, será sustituido por uno nuevo que claramente ya se intuye: CIUDADANOS versus PODEMOS.

Elecciones andaluzas 2015 (22M)

Qué partidos han perdido más en las elecciones andaluzas

Encuesta electoral EL PAÍS para Andalucía (mar15)

Un cuádruple empate en cabeza (marzo15)

Anuncios

Read Full Post »

Europa sólo recuperará su alma cuando recupere la confianza de la gente, poniendo sus intereses en el centro de la escena.

Yanis Varoufakis.

-

VAROUFAKIS O DE LA HONESTIDAD Y EL IDEALISMO ENTRE LOBOS Y CÍNICOS…

En un artículo escrito para The New York Tymes el pasado lunes – No es tiempo para juegos –, el ministro griego de Finanzas, Yanis Varoufakis, volvió a recalcar las líneas generales de acción que mueven al actual gobierno griego en la negociación con sus socios europeos y su particular visión de la situación que vive Europa. Resumiendo los puntos más interesantes del artículo Varoufakis escribe que Grecia no va a negociar con subterfugios ni las líneas rojas que se ha marcado: no van de farol. Quieren hacer entender a sus socios europeos que las decisiones que se tomen van a marcar a una generación de europeos y podrían suponer un punto de inflexión en la construcción de la unión monetaria.

Comenta que aunque, él mismo, sea un experto en teoría de juegos – o por eso mismo – no va a usar esas estrategias negociadoras porque sabe que suponen un enfrentamiento entre dos antagonistas egoístas. Nada más lejos de la verdad, dice. Suponer su uso para mejorar la débil posición griega es una mera locura. Se trata de forjar nuevas motivaciones y disposiciones. Una nueva mentalidad que supere las divisiones nacionales, disuelva la distinción que existe hoy entre países deudores y acreedores en favor de una visión pan–europea, y coloque el bien común de Europa por encima de la pequeña política. La cuestión es superar ese venenoso dogma que universaliza el nosotros contra ellos.

Grecia conoce sus limitaciones. Varoufakis se sabe el ministro de finanzas de un pequeño y abrumado país, carente de un banco central y con una economía hundida. Un país que sufre una grave crisis humanitaria. El gobierno griego ha admitido que está quebrado. Por eso rechaza que la negociación se convierta en un mero experimento de elaboración de estrategias: los hechos deben ser presentados de forma honesta, poner sobre la mesa los problemas griegos y las propuestas para volver al crecimiento, y explicar cómo estas propuestas también interesan al resto de socios europeos. Pero Grecia, también, va a revelar la líneas rojas más allá de las cuales la lógica y la responsabilidad le impiden ir.

Asimismo va a luchar – a diferencia de anteriores gobiernos griegos – contra los poderosos intereses creados a fin de reiniciar Grecia y ganar la confianza de sus socios. Pero también, están determinados a no ser tratados como un colonia por deudas condenada a sufrir irremisiblemente. Un sufrimiento innecesario provocado por el principio de a mayor austeridad mayor depresión de la economía griega. Algo que resultaría curioso si no fuera por el dolor que inflige a la población.

Varoufakis se pregunta que si la única manera de encontrar financiación fuera cruzar tus líneas rojas y aceptar medidas que consideras son parte del problema, más que de la solución – fiel al principio de que no tiene derecho a usar subterfugios – su respuesta sería: Las líneas rojas presentadas como rojas no serán cruzadas. De otra manera, no serían verdaderas líneas rojas sino simplemente un farol. Nosotros no vivimos en la tiranía de las consecuencias. Hay situaciones en las que nosotros debemos hacer los correcto no como una estrategia sino porque simplemente es lo correcto.

Varoufakis continua escribiendo que contra tanto cinismo el nuevo gobierno griego innovará. Desistirá, cualquiera que sean las consecuencias, de acuerdos que sean equivocados tanto para Europa como para Grecia. No más prestamos, no hasta que Grecia tenga un plan de crecimiento económico creíble con el que pueda repagar los prestamos, ayudar a que su clase media se vuelva a sostener sobre sus propios píes y afrontar su espantosa crisis humanitaria. No más reformas que carguen únicamente el peso sobre la población más débil, los pobres pensionistas y los negocios familiares (como las farmacias), mientras que la gran corrupción continua siendo intocable.

El gobierno griego sólo pide un prorroga a sus socios. Unos cuantos meses de estabilidad financiera que le permita embarcarse en la tarea de reformas que amplias capas de la población griega apoyan, para traer de nuevo el crecimiento y que supongan el fin de la incapacidad griega para pagar sus deudas.

Se podría pensar que esta retirada de la teoría de juegos está motivada por alguna agenda radical de izquierdas. Pero no. La influencia mayor aquí es la Immanuel Kant, el filosofo alemán que nos enseñó que lo racional y la libre escapatoria del imperio del interés propio es hacer lo que es correcto.

¿Cómo sabemos – finaliza Varoufakis – cuáles son las líneas rojas de nuestra modesta agenda política en términos de lo que es correcto para I. Kant? Nosotros lo sabemos mirando a los ojos de los hambrientos en las calles de nuestras ciudades o contemplando a nuestra abrumada clase media, o teniendo en consideración los intereses de todas las personas que trabajan duro en cada pueblo o ciudad europea dentro de nuestra unión monetaria. Después de todo, Europa sólo recuperará su alma cuando recupere la confianza de la gente, poniendo sus intereses en el centro de la escena.

Estas líneas de acción han sido reiteradas por Yanis Varoufakis en los últimos años. Y ese ha sido el proyecto esbozado por Yanis Varoufakis en diversas ocasiones: “Una modesta propuesta para Europa” o en “Confesiones de un Marxista errático”. Conciliar para evitar una devastación que aún puede ser mucho mayor. Creo que es interesante conocer una parte de este último texto a través de unos extractos del mismo traducidos y seleccionados por el periodista argentino Alfredo Zaiat:

Si la crisis europea no es sólo otra recesión cíclica que pronto será superada, la pregunta que se nos plantea es la siguiente: ¿Debemos aprovechar esta oportunidad para reemplazar al capitalismo por un sistema mejor?, o ¿deberíamos estar tan preocupados como para embarcarnos en una campaña para estabilizar el capitalismo europeo?

Mi respuesta ha sido inequívoca en los últimos tres años. La crisis de Europa ha sido provocada por fuerzas regresivas que tiene la capacidad de provocar un baño de sangre mientras se apagan las esperanzas de cualquier movimiento progresista para las generaciones venideras.

Por este punto de vista se me ha acusado, por voces radicales (de izquierda), como “derrotista”, cuya finalidad es salvar el actual sistema socioeconómico europeo, que es indefendible. Un sistema neoliberal, muy irracional, transnacional y antidemocrático, que deja de lado cualquier capacidad de evolucionar hacia una comunidad genuinamente humanista en el que las naciones de Europa puedan vivir y desarrollarse. Esta crítica, lo confieso, me duele. Y duele, ya que contiene más de un núcleo de verdad.

En ese sentido, me siento obligado a reconocer que me gustaría que mi campaña sea de un estilo diferente, promoviendo una agenda radical cuya “razón de ser” sea la sustitución del capitalismo europeo por un sistema diferente, en lugar de hacer campaña para estabilizar un capitalismo europeo con el que estoy en desacuerdo en mi definición de buena sociedad.

Esta crisis es profundamente irracional, de un capitalismo europeo repugnante, cuya implosión, a pesar de sus muchos males, se debe evitar a toda costa. Es una confesión para convencer a los radicales de que tenemos una misión contradictoria: detener la caída libre del capitalismo europeo “con el fin” de comprar el tiempo que necesitamos para formular su alternativa.

En verdad, Karl Marx fue el responsable de la elaboración de mi perspectiva del mundo en que vivimos, desde mi infancia hasta el presente. Si mi carrera académica fue en gran parte vinculada con Marx, y mis actuales recomendaciones políticas son imposibles de describir como marxista, ¿por qué abrir mi marxismo ahora? La respuesta es sencilla: incluso mi economía no marxista fue guiada por una mentalidad fuertemente influenciada por Marx.

Sí, me gustaría proponer una agenda radical. Pero no estoy dispuesto a cometer el mismo error dos veces. ¿Qué logramos en Gran Bretaña a principios de 1980 con la promoción de una agenda de cambio socialista que la sociedad británica despreció mientras caía de cabeza en la trampa neoliberal de la señora Thatcher? Nada. ¿De qué sirve hoy convocar a un desmantelamiento de la Zona Euro, de la propia Unión Europea?

¿Quién creen que se beneficiaría? ¿Una izquierda progresista, que se levanta como el Ave Fénix de las cenizas de las instituciones públicas de Europa?, o ¿el partido nazi Amanecer Dorado, los neofascistas, los xenófobos y los vividores? No tengo absolutamente ninguna duda acerca de cuál de los dos se beneficiará de una desintegración de la Zona Euro.

Yo, por mi parte, no estoy dispuesto a soplar el viento fresco en las velas de esta versión posmoderna de la década de 1930.

Si esto significa que somos nosotros, los marxistas adecuadamente erráticos, que deben tratar de salvar al capitalismo europeo de sí mismo, que así sea. No por amor o aprecio al capitalismo europeo, a la Zona Euro, a Bruselas, o al Banco Central Europeo, sino porque sólo queremos minimizar las pérdidas humanas innecesarias de esta crisis; las incontables vidas cuyas perspectivas serían aplastadas sin beneficio alguno para las futuras generaciones de europeos.

La propuesta para la estabilización de Europa es para poner fin a la espiral descendente que, al final, sólo refuerza a los intolerantes e incuba el huevo de la serpiente. Irónicamente, ¡los que detestan la Zona Euro tienen la obligación moral de salvarlo!

qSi hemos de forjar alianzas con el diablo (por ejemplo, con el FMI), hay que evitar llegar a ser como los socialistas, que no lograron cambiar el mundo, pero lograron mejorar sus situaciones personales. La clave es evitar el maximalismo revolucionario que, al final, ayuda a los neoliberales.

Read Full Post »

Imagen

¡Sálvese quien pueda! Esta parece ser la máxima entre todos los valedores y miembros del Partido Popular. Con el partido en caída libre en las encuestas de intención de voto lastrado por la mentira, el enchufismo y unas reformas desacreditadas que castigan a la sociedad española en general, empiezan a producirse movimientos de importancia para lograr suceder al actual presidente del gobierno que parece haber sido simplemente un mero “ninot” en la primera ronda de “reformas estructurales”, estando ya amortizado. Es aquí donde aparecen Esperanza Aguirre y, por ahora, su fiel escudero Pedro J. Ramírez, maniobrando para descabalgar al actual presidente del gobierno cuando se encuentra en una posición de absoluta debilidad.

Imagen

La publicación por parte de El Mundo de los supuestos pagos de sobresueldos en dinero negro de Bárcenas y los anteriores tesoreros a las distintas cúpulas del Partido Popular desde hace más de 20 años ha dado un vuelco espectacular a lo que en principio podía ser una “simple” financiación ilegal más de partidos. No sabemos hasta qué punto ha sido una voladura controlada en una lucha por el poder dentro de las distintas facciones de la derecha española, puesto que, ha salpicado, incluso, a otro fiel lacayo de Esperanza Aguirre, Federico Jiménez Losantos, el líder mediático de la extrema, pero “muy honrada”, derecha española. Una vez abierta la caja de los truenos no sabemos hasta donde los dos grandes medios de comunicación escrita irán dando cuerda al asunto. La venta de periódicos debe aumentarse al máximo, pero sin poner en peligro el actual sistema político oligárquico.

Imagen

La cuestión es que Mariano Rajoy está quemado. Ha cumplido su función, pero la situación de España es gravísima y ya no tiene credibilidad para seguir con las reformas que se van a implementar. Por supuesto, las reformas deben continuar – al ritmo de “Show must go on” – y el próximo presidente de España inevitablemente vendrá impuesto desde la Unión Europea o con su visto bueno. Un político o un tecnócrata, pero ambos serviles a los poderes financieros. Un próximo presidente que seguirá con las reformas impuestas desde Europa ¿Quién puede ser cuando desde Cospedal a Acebes, Rato, Mayor Oreja, Trillo, Arenas o Álvarez Cascos – que se presentó con un nuevo engendro político como alternativa al bipartidismo tras perder el poder en el suyo propio – están manchados de arriba abajo o cuando el gobierno al completo está quemado o cuando los líderes autonómicos están desahuciados o cuando el principal partido de la oposición va a la deriva dando más pena que miedo? En un país como éste, donde algunos políticos opinan que las urnas borran las faltas y los delitos propios, todo es posible.

Imagen

Y en esto, tras el primer golpe de Pedro J. Ramírez a la actual cúpula del PP, no tardó en postularse Esperanza Aguirre como la honrada política que pedía que se llegara hasta el final y se tomaran las responsabilidades políticas pertinentes. Sí, Esperanza Aguirre, quien fuera ministra de Aznar, concejala del ayuntamiento de Madrid, miembro de la ejecutiva del partido, presidenta de la Comunidad de Madrid. Sí, Esperanza Aguirre, quien viera su gobierno madrileño salpicado por la Gurtel, las tramas de espionaje, la financiación ilegal mediante fundaciones – caso Fundescam – quien haya dejado como presidente de la comunidad a Ignacio González embarrado, también, en tramas de espionaje; de corrupción, como la concesión del campo de golf del Canal a su hermano y a su cuñado, entre otras; y que ha mentido y ocultado reiteradamente el oscuro origen y obtención de su ático de Marbella. Pues, quien actúa y se mueve de esta manera en la vida pública da ejemplo de conducta y se reivindica como adalid de la honradez y la transparencia en la política.

Pues así, se está presentando Esperanza Aguirre en cualquier lugar que quieran oírla. La condesa, que vive en un palacio, se exhibe llana, campechana, cercana, incluso, en algunos casos, “verdulera”; pero ante todo, muy honrada, sabiendo que lo que el “Pueblo” quiere es transparencia y honestidad. Transparencia es para Aguirre que su gobierno no rindiera cuentas en la Asamblea de Madrid de 4 de cada 10 euros de los presupuestos regionales. La mujer que colocó a su hijo como asesor del ministerio de Economía, a su hermana como asesora de la alcaldesa de Madrid, a su primo en Bankia, a otro primo en el Canal de Isabel II, que se jactó de haber colocado a todos los colaboradores de su amigo Rodrigo Rato en organismos públicos y, más tarde, a él mismo como presidente de Caja Madrid, se permite con todo su descaro dar lecciones de honradez.  Ella que ha gobernado para su clase social a la que ha regalado prebendas sinfín bajadas de impuestos por valor de decenas de miles de millones de euros – y ha desmantelado los servicios públicos provocando una subida continuada de precios y tasas en tales servicios en pos de la privatización y el lucro de una minoría a la que ella pertenece y en favor de la cual ha gobernado. En detrimento de la renta y el nivel de vida de las familias madrileñas.

Imagen

La condesa de Murillo y grande de España – debe ser por eso por lo que cree que España es suya es ese tipo de “liberal” que bebe del más rancio nacionalcatolicismo convirtiendo la educación madrileña en una educación religiosa y adoctrinadora donde se regala suelo público a grandes centros concertados de sectas católicas y se favorece la segregación, mientras maltrata y criminaliza a los profesores y a los centros públicos a los que se debe. Esas políticas de apoyo a la enseñanza concertada – del que el 69% del total nacional es religiosa – hacen que los madrileños tengan que pagar un 69% más cara su educación o que en Madrid capital, prácticamente, sea imposible acceder a la educación pública o que la enseñanza concertada sea en un 88% católica. Por mucha propaganda y maquillaje que se haga los indicadores educativos muestran que Madrid durante su mandato ha retrocedido en calidad educativa.

Imagen

Es ese tipo de liberal de excelsa cultura – que confundió a José Saramago con Sara Mago, una pintora – que se sienta a conversar con otro intimo liberal suyo, Federico Jiménez Losantos – éste que, en cambio, bebe del fanatismo más primitivo que lo mismo le da seguir a Mao que a Franco – y, mientras, los dos se jactan de los parabienes de la iniciativa privada y cargan contra lo público, se reparten comisiones ilegales y negocian como será el futuro de la privatizada Telemadrid. Una cadena, anteriormente referente para los madrileños, que con ella ha vivido los años del más terrible oscurantismo donde la más burda propaganda daba cabida a sueldos de cientos de miles de euros de directivos y tertulianos amigos que maldecían lo público y vivían de su erario. Esto hizo que el ente público se hundiera en audiencia e ingresos saqueado por estos advenedizos. Y, ahora, espera caer en manos – como lo hicieron las licencias de la TDT – de los miembros de la extrema derecha, los empresarios amigos o los compañeros de partido, que vienen a ser lo mismo.

Imagen

Pues esta es la regeneración democrática que viene de quienes llevan viviendo de la política casi tres décadas. Los derrotados por Rajoy, ahora, se rebelan. Álvarez Cascos y Aguirre se visten de honestidad y honradez cuando formaban parte de la cúpula del partido en los años de la Gurtel o de Bárcenas. Porque la Gurtel vivía en Madrid. Porque los modos de Bárcenas son los de Aguirre. Hasta 7 cargos políticos madrileños tuvieron que marcharse o fueron salpicados por la Gurtel. Fue esta trama la que destapó el caso Bárcenas. Esos modos y acciones llevaron a Esperanza Aguirre a financiarse ilegalmente mediante Fundescam. Subvenciones millonarias a cambio de favores o contratos públicos. Subvenciones millonarias ha recibido para privatizar la sanidad a manos de las constructoras o construir unas autopistas de peaje que han ido a la quiebra. Subvenciones millonarias a cambio de malversar fondos públicos.

Imagen

Arturo Fernández y Díaz Ferrán son el prototipo de los empresarios que prosperan. Amigos de los políticos a los que financian para que luego éstos les den negocios y contratos públicos. O mejor créditos millonarios mediante Caja Madrid, que funcionaba como su caja particular. Almas caritativas que desean la pérdida absoluta de los derechos de los trabajadores. Esos mismos empresarios que como Florentino Pérez – antiguo político de UCD y reconocido franquistareciben créditos ventajosos, recalificaciones de terrenos o sobreprecios a cargo de las arcas públicas. Esos son los empresarios – dueños de OHL, Unión Fenosa, ACS, FCC, Ploder, Sacyr, Hispánica y, muchos más que no salen – que al albur de la burbuja inmobiliaria se enriquecieron y, ahora, quieren quedarse con los hospitales, las carreteras, todos los servicios públicos, etc. Porque el problema de la deuda es privado. Han gastado miles de millones en favorecerse y repartirse prebendas.  

Imagen

Agarrada al ladrillo ha estado Esperanza Aguirre desde que ganara las elecciones en 2003, después de comprar a dos políticos corruptos del PSOE por medio de dos constructores que se paseaban habitualmente por la sede del partido en la calle Génova, hasta su marcha adornada con un nuevo pelotazo urbanístico: EuroVegas. Así es Esperanza Aguirre, no se deja amedrentar ni arrebatar lo que cree que es suyo por derecho natural. Ya lo probó el “hijo puta” en sus propias carnes cuando le arrebató Caja Madrid para luego quebrarla en la orgía del “pladur”. Esa Caja Madrid donde su amigo Gerardo Díaz Ferrán podía otorgarse un crédito para comprar un Ferrari, mientras sus empresas ya estaban quebradas. Al calor del ladrillo y las recalificaciones pegó un pelotazo con el AVE a Guadalajara por valor de 48 millones de euros, otro en Villanueva de la Cañada de 2,1 millones por medio de un tío suyo y otro más familiar en Tres Cantos por 8 millones. Se mancharon por ella sus compañeros de partido, pero a ella no le cayó ni una mota en esta trayectoria de corruptelas e impunidad. 

Imagen

Read Full Post »

Imagen

Ayer, asistimos a un día de fiesta grande en Valencia. Todo ha venido de cara. Fernando Alonso ha hecho una carrera épica. Los máximos dirigentes de la política valenciana se han podido mostrar en todo su esplendor ante el mundo al lado del gran campeón. Después de este triunfo podemos dar por olvidada la crisis. De hecho no hemos escuchado nada de ella. No se dice a que se ha tenido que renunciar para que este espectáculo se haya podido celebrar. Cuanto dinero público derrochado y malversado para enaltecer el ego y, financiar los vicios y caprichos de la ‘nueva nobleza’ patria. Todo, alegría. Nada sabemos de la gente golpeada por los recortes. Para ellos no hay dinero. Para los trabajadores no hay dinero. En cambio, para lujos, privilegios y grandes fastos a mayor gloria de nuestros líderes, éste sobra.

Imagen

El gran circo de la formula 1 como otros grandes eventos son una forma de lavar la imagen de las grandes corporaciones. Estas son las entidades que dominan el orden criminal en el que vivimos. Por todas partes están publicitadas y muestran como cuidan de nosotros: UBS, Santander, Michelin, Telefónica, Repsol, British Petroleum, Shell, etc. Esto es lo que vemos. Únicamente, la superficie. El análisis de la realidad brilla por su ausencia. Las consecuencias de los actos son desconocidas. Peor, cínicamente desechadas, como las personas que las sufren. La ignorancia es suma. Secuestrado el pensamiento, el sistema está, totalmente, interiorizado. Todo lo que se oponga como alternativa al crimen organizado y al fanatismo codicioso es tachado de utopía, pasado, radical, ilusión… Este es el poder del dogma. Parece que no hay alternativa al crecimiento económico con sacrificios humanos. El becerro de oro pide la sangre y los sufrimientos que precisa.

Imagen

La fórmula 1 es un ejemplo perfecto del sistema: velocidad, lujo, riqueza, competitividad, excesos, marcas y más marcas… El único límite es el ‘muro’ donde pueda estrellarse algún día un piloto. Una buena metáfora de a dónde nos estamos encaminando ciegamente. El despilfarro no tiene término. Litros y litros de gasolina, cientos y cientos de neumáticos… Para que este circo – como este sistema – funcione hemos tenido que ir a esquilmar recursos a países del tercer mundo cuyo nombre ni conocemos. Hemos traído el petróleo de Guinea o Nigeria – destruyendo sus modos de vida y su medio – o, de otros insignes regímenes criminales amigos; hemos destruido bosques y hábitats de riqueza incalculable, o expulsado a cientos de miles de familias de sus tierras, condenándolas a la pobreza, para traer el caucho de los neumáticos, que se queman sin reparar costes uno detrás de otro. Todo este ‘circo dilapidador’ que conformamos no se para a calcular el coste en vidas humanas – presentes y futuras – que supone.

Imagen

Con la llegada del ‘Gran Circo’ los políticos valencianos se han dado un baño de multitudes intentando ocultar sus desmanes. La doble moral y las falsedades utilizadas por las élites del sistema nos persuaden que gastar sin fin en eventos suntuosos y partidistas, que no distinguen entre dinero público y privado y, recortan en el bienestar y la vida de las personas, es bueno. Mientras esto ocurre, en Valencia – como en España – se dice que no hay dinero para los servicios públicos, que son un gasto insostenible y desproporcionado. Dicen que no hay dinero, pero permiten que los ricos, los privilegiados y las grandes empresas no paguen impuestos. No se rescata el impuesto del patrimonio para grandes fortunas. Los que se han enriquecido con la corrupción generalizada, la malversación de fondos públicos y la burbuja inmobiliaria, campan a sus anchas. Hay una total impunidad para los delincuentes que evaden dinero.

Imagen

Tenemos cientos de ejemplos donde ver que las políticas aplicadas son ideológicas  e interesadas. Se dispone del dinero de todos para caprichos personales: se paga a un conocido arquitecto más de 100 millones de euros por tres proyectos. A este mismo arquitecto, además, se le pagan 15 millones por la maqueta de unas torres nunca construidas. Se dan 5 millones de euros a Iñaki Urdangarín por ser quien es. Se construyen aeropuertos por 150 millones de euros – por los que nunca pasará un avión – y se erige una estatua de 300.000 euros, en el mismo, para honrar al cacique de la provincia. No se muerde la mano que da de comer a muchos advenedizos. Ese mismo aeropuerto peatonal gasta 30 millones en publicidad y 7.700 euros de luz al mes, entre otros dispendios. Detrás de su construcción se encontraba una recalificación de suelo para construir 40.000 viviendas: el sueño de la burbuja y el foco de la corrupción que carcome Valencia y España. Ingentes cantidades de dinero público para beneficiar los negocios privados de grandes bandidos. Este solo es uno de los megalómanos proyectos para enriquecer a los nuevos ‘nobles’ valencianos y su red clientelar de favores. En estudios de cine, parques de atracciones, la Copa América de vela o la Fórmula 1 se han enterrado más de 5.200 millones de euros.

Imagen

Esta política de malversación de fondos públicos para disfrute privado ha traído como consecuencia que hayan quebrado tres bancos: la CAM, Bancaja – Bankia – y el Banco de Valencia. La estrategia es perfecta: estos bancos irán a parar a las mismas manos especulativas que provocaron la burbuja. Tras dilapidar el dinero público en fastos y lujo no hay dinero para pagar a los trabajadores públicos – el gran chivo expiatorio de la crisis – Se sube el IRPF y demás impuestos a los trabajadores para no importunar a las fortunas que, además de, evadir impuestos van a recibir como premio todo el patrimonio público privatizado a precio de saldo. Los que especulan reciben honores y riqueza. Los que trabajan ven como se recorta su sueldo y su futuro: profesores, médicos, enfermeras… No se tiene dinero para pagar a los colegios – los concertados se encuentran al borde de la quiebra – o las medicinas a los farmacéuticos.

Imagen

Los recortes en Investigación y Desarrollo – nuestros dirigentes siguen apostando al ladrillo y la corrupción – que nos vuelven a condenar al atraso tecnológico y la precariedad laboral, han llevado a una madre a buscar fondos para que sigan investigando la cura de la diabetes. Solo con el gasto realizado en la construcción del aeropuerto peatonal de Castellón se podría pagar a los 100 investigadores médicos despedidos en Valencia durante 130 años. Esto es Valencia, un modelo para España.

Imagen

Postdata: 

Se ríen…

Imagen

Será por esto:

Imagen

Read Full Post »